Servicios

Conoce más de nuestros servicios:

Cirugía Endovascular - Cateterismo periférico

Procedimiento ambulatorio mínimamente invasivo, que se usa para tratar la enfermedad de la arteria periférica, que causa la acumulación de placa en las arterias. La acumulación de placa también se conoce como aterosclerosis.

Cirugía endovascular en arterias y venas

Consiste en la reparación de los vasos sanguíneos a distancia, a través de la luz vascular, abordando el segmento vascular enfermo desde un vaso sanguíneo remoto.

Tratamiento de arañas vasculares

Consiste en administrar inyecciones en la propia araña. Es una técnica indolora, aunque se puede sentir una ligera sensación de quemazón. La escleroterapia alivia además los síntomas relacionados con el dolor, la hinchazón y los calambres.

Colocación de catéteres para accesos vasculares

En un procedimiento de acceso vascular, el catéter se inserta a través de la piel y dentro de una vena (generalmente una vena en el cuello, brazos o piernas) y la punta del catéter es posicionada dentro de una vena central grande que drena cerca del corazón.

Salvamento de fístulas para hemodiálisis

Con el tiempo, una fístula arteriovenosa puede presentar problemas de estrechamiento u oclusión, lo que dificulta la hemodiálisis. Para no perder el acceso, se realiza lo que es el salvamento de fístula. Este procedimiento consiste en detectar y corregir el problema presentado en la vena mediante angioplastia o trombólisis.

Manejo de heridas en pie diabético

Consiste en prevenir y tratar afecciones y lesiones de la piel y otros tejidos provocados por accidentes, deformaciones o enfermedades en pacientes con diabetes mellitus.

Evaluación de enfermedad de carotídea

Durante la detección temprana de la enfermedad de la arteria carótida, personas que no tienen signos o síntomas de enfermedad en la arteria carótida son sometidas a un examen por imágenes de ultrasonido (US). Los tratamientos específicos dependen del grado de bloqueo de las arterias carótidas.

Tratamiento de trombosis venosa profunda

El tratamiento de la trombosis venosa profunda tiene tres objetivos principales: evitar que el coágulo se haga más grande, reducir posibilidades de contraer otra trombosis venosa profunda y evitar que el coágulo se desprenda y se traslade a los pulmones.